CONTENIDOS
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Una Ventana De Luz
 
 

Abrir tu ventana puede cambiar tu vida y tambien la de otros.

Las ventanas comunican el interior y el exterior. A veces estamos parados adentro, otras, estamos mirando desde afuera.

 
La perspectiva cambia de acuerdo al lugar desde donde observemos una ventana.

Hay tantas ventanas como historias para contar.

Ventanas grandes, ventanas pequeñas.

Una ventana de luz, nació como concepto durante el transcurso de las largas internaciones por las que atravesamos junto a mi hija.

Las ventanas de cada sanatorio con sus diferentes paisajes; los juegos que  jugamos desde cada ventana; la ventana de casa, que se veía diferente cada vez que regresábamos de una nueva internación; las ventanas del auto; el deseo de estar afuera; el deseo de estar adentro. Las ventanas del antes y las ventanas del después. Fueron convirtiéndose en un símbolo muy significativo para mí.

En ocasiones adentro estaba todo quieto, y las luces del exterior penetraban modificando el interior. Otras veces, la luz del interior estaba encendida y reflejaba hacia afuera. Siempre hubo un adentro y un afuera. Una ventana desde la cual mirar el mundo.

Sé que todos tenemos una ventana desde la cual observamos la realidad. Sé que podemos tener más de una ventana. Más allá de lo que nos esté sucediendo en la vida. Estemos donde estemos; estemos como estemos.

No da lo mismo que esté abierta o cerrada. No da lo mismo que la llenemos de picaportes emocionales y de cortinas de hielo. Porque la historia cambia cuando nos atrevemos a asomarnos, a observar, a encender la luz, a dejarnos iluminar por el de la ventana de enfrente.

Que el Amor Sana es sin duda el alma de una Ventana de Luz.

 
 
 
Contacto
 
info@valeriaschwalb.com.ar
 
Seguinos
 
 
 
Patrocinadores
 
Diseño
 
Rojamedia